Ideas y materiales para decorar el salpicadero de la cocina

noviembre 29, 2021 Posted by Consejos 0 thoughts on “Ideas y materiales para decorar el salpicadero de la cocina”

En la decoración de la cocina cada vez es más frecuente ver paredes que combinan pintura, papel pintado, azulejos y otros materiales para decorar y proteger. Concretamente en la zona del salpicadero -también denominada trasera o antepecho- se prolonga con asiduidad el material de la encimera. Esa franja que queda entre los muebles altos y bajos se reviste de forma práctica. Estas cocinas te inspirarán y harán que te fijes en sus zonas de salpicadero por diferentes motivos.

Cocina con papel pintado y material sintético tipo Corian en el salpicadero
 © Erlantz Biderbost

Por contraste

Esta cocina decorada por Sube Interiorismo opta por el blanco total en muebles, encimera y material en el antepecho para cederle todo el protagonismo al llamativo papel pintado con fondo taupe verdoso y motivos de libélulas que reviste la parte alta de la pared. Aquí la zona del salpicadero destaca por su sencillez y blanco luminoso, gracias precisamente a la fuerza del papel. Este es un ejemplo de cocina con trasera de la pared revestida en el mismo material que se ha usado en la encimera. Esta se prolonga con efecto de continuidad y se crea la franja en la pared, coincidiendo en altura con la ubicación de los muebles altos. Porcelánicos y sintéticos, así como la piedra natural, se puede llevar a al salpicadero en planchas que tienen poco grosor y en las que se pueden hacer los agujeros necesarios para instalar enchufes.

Cocina abierta con península y antepecho revestido con material efecto mármol
© The Room Studio

Salpicadero de tendencia: veteado o marmoleado

Los materiales efecto mármol con veteado más o menos marcado están de moda y estos han llegado también a la cocina para decorar encimeras y paredes. Esta cocina, abierta y con península, prolonga la encimera en la pared y recubre la parte del antepecho con este acabado de tendencia. En grisáceo sobre fondo blanco resulta elegante y luminoso aunque lo encontrarás también con veta metalizada y otras más marcadas y en tonos de fondo oscuros.

Cocina con muebles en crudo y gris intenso
© Jordi Canosa

En contraste pero con antepecho en acabado oscuro

Rompe un conjunto de neutros y concede profundidad. Elegir un material o revestimiento en tono oscuro para la zona del salpicadero consigue que las miradas se vayan a la zona por el efecto destacado que tiene. El tono gris intenso está presente en la encimera y antepecho en un material que aporta una textura irregular tipo pizarra o piedra. Los muebles blancos contrastan también con el acabado de la isla en gris oscuro.

Cocina con salpicadero efecto madera
© Erlantz Biderbost

Madera parece

Otra madera de hacer que los ojos se fijen en el revestimiento de la zona del salpicadero de la cocina es llevar allí el efecto cálido y atemporal de la madera. Sube Interiorismo ha protegido la pared en la zona de la placa con un material que imita este acabado. Hoy hay opciones interesantes para no revestir con azulejos las paredes de la cocina pero proteger de manchas zonas concretas como la de cocción o fregado. Estos materiales son fáciles de limpiar y no absorben grasa ni manchas. Por tanto, resultan más prácticos que la pintura (aún en acabado esmalte).

Cocina con muebles en blanco y espejo en la zona del sapicadero
© Natalia Zubizarreta Interiorismo

Espejo en el antepecho para ampliar

Colocar un espejo en la zona del salpicadero de la cocina amplía el espacio, borra los límites de la pared y refleja la luz natural. Es similar a colocar un cristal que comunique con la estancia contigua. Quizá más indiscreto en manchas que otros materiales, pero muy efectivo en cocinas pequeñas. Además, este “pequeño” detalle se puede solucionar con un acabado de espejo ahumado o envejecido. En esta cocina, proyectada por Natalia Zubizarreta Interiorismo, se combina con muebles en tono claro y suelo de madera.

Cocina con pared con cristal verde
© Courtney King

Panel de cristal de color

Esta propuesta acapara miradas gracias a un panel de cristal de color verde que dinamiza el conjunto de una cocina en negro y beis y el brillo que aporta. En este caso se reviste el frente al completo de la zona de cocción, sin marcar la franja o zócalo del salpicadero. Toma nota de esta idea para aportar color. También es posible instalar un papel pintado en la cocina y cubrirlo con un cristal.

Cocina con salpicadero con plancha de acero inoxidable
© Bombí + Gómez

Como en una cocina profesional

El acero inoxidable es muy de cocinas profesionales o de estética industrial. Pero combinado con otros materiales puedes lograr un efecto tan actual y atractivo como el de esta cocina. Recubre la zona del antepecho o trasera con una plancha de acero.

Mini cocina con salpicadero en piedra y rematado con estante
© Colombo and Serboli Architecture

Salpicadero rematado con estante

Una propuesta original y práctica. Han revestido el antepecho en esta mini cocina con el mismo material usado en la encimera: una piedra que se remata en algunas zonas con un pequeño estante corrido que sirve de apoyo para dejar botes y botellas de uso frecuente al cocinar. El resto de la pared se ha pintado en dos tonalidades: gris suave y salmón.

Cocina con muebles bajos en verde y salpicadero con textura
© Kvik

Con la textura que aportan los paneles 3D

El interiorista Erico Navazo decoró el espacio de la Embajada de Dinamarca en Casa Decor 2021 donde se encontraba esta cocina con muebles Ombra de Kvik. Un claro ejemplo de diseño nórdico en el que la zona del salpicadero se completa con un material que aporta textura. El efecto 3D es fácil de conseguir tanto con algunos modelos concretos de azulejos como con paneles 3D . Si están fabricados en poliuretano de alta calidad es un material resistente a los golpes, se puede limpiar con agua y algún producto de limpieza si no es corrosivo.

Cocina con zona de salpicadero revestida en gresite con topos
© Mobalpa

Una franja de azulejos o material vinílico

Revestir la zona del salpicadero con una franja ya sea de azulejos o de otro material vinílico pero con un patrón original y llamativo es una manera de personalizar el espacio. Añade color, textura, incluso como en este ambiente diseñado por Mobalpa, notas metalizadas. Puedes prolongar el material más allá de la altura del antepecho (que varía entre 50 y 70 cm de alto) y dinamizar la composición con estantes, baldas o algún sistema de almacenaje vertical.

Fuente: https://www.hola.com/